Blogia
POST-TREMOLINA

MARLANGO

MARLANGO

No, un concierto de Marlango tampoco es “my cup of tea”, pero era el mejor, ¿el único? plan para una tarde de sábado en Clarcksville y allí se plantó la Post-Tremolina, a dos filas de un grupo del que solo conocía por la literatura que se ha vertido sobre él y no por sus discos o canciones.
La primera parte del concierto fue una pequeña delicia de pop suave con aires pelín jazzies en la que comprobamos que Leonor es una buena cantante, con una voz tan tersa y sutil como poderosa. Indicar que es incluso más guapa que en pantalla ya incluso parece una redundancia, pero es verdad. Felices nos las veíamos durante esa primera parte del concierto hasta que el grupo perdió los papeles y comenzaron a mezclar estilos sin mayor coherencia, o al menos yo no se la encontré.
Que si un experimento ruidista con las dos Fender y los Vox a tope emulando a Sonic Youth meets My Bloody Valentine, que si luego un tema totalmente soul para mover los pies, algo imposible desde las butacas del Centro Cultural Amaya, que si...Pero dentro de toda esta dispersión lograron convencerme de que esas canciones sí funcionan como entidades propias. Lo bueno sería que combinaran todos esos elementos en algo único que pueda ser reconocido como propio.
Aún así por la primera hora y también ciertos chistes sobre Tele 5 y “Esta Cocina Es Un Infierno”, el buen rollo en los “trucos escénicos” para interactuar con el público y esa trompeta que solo entra cuando es estrictamente necesario este ha sido el mejor concierto de los reseñados en este blog durante el 2006, aparte del Showcase donostiarra de Tex La Homa y a la espera de los de Giorgio Basmati y Astrud de dentro de 15 días.
PD)Últimamente hay una casi total ausencia de humor en este blog, pero así están las cosas. “You’re not Rock And Roll Fun” (Sleater-Kinney. 2000)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

15 comentarios

Anónimo -

esta banda es un rollo. si ella hiciera al menos barra vertical, algo que ganábamos...

Anónimo -

estais todos un poco tarados

Tremolo Man -

Señor Love, creo que los macabeos están muy infravalorados.
Gracias por la invitación a lo de Comet Gain. Ya molaría ya...pero (otra vez) va a ser imposible. Le dices al David Feck que los discos que le compró por internet un tío de Irun molaron mazo.

quique -

ay que guapa que es la tia. lo que tienes que hacer en venir a barcelona a ver a comet gain y bitter springs (ademas los teloneros de los ultimos son epic kind!) y recuperar el humor

Loveof74 -

son un rollo macabeo

peyino -

la técnica de sonido???
lastima de no verla, estaba escondida en una esquina del escenario y desde nuestra centrada posición solo podíamos ver sus manos.

tremolo man -

¡me pilló!

señor botibol -

Me da la impresión de que tremolo man se resiste a bajar del primer puesto la foto de Leonor con un nuevo post, emulando a shinosuke cuando no se lava la mejilla en días despues de un beso de nanako. :)

charlie -

Jo, tenía que haber ido :/

tremolo man -

¡Como se le echaba de menos al gayolongo!
Peyito...que yo me porte muy bien.

Gayolongo -

Porno Supremo dice que canta bien y todo y digo yo: y hasta sabe de números, la chavala!!!!

Porno supremo -

En el concierto q dieron en San Sebastián, algunos desaprensivos miraban a la técnica de sonido, pero yo no era¡¡ Ah¡ y canta bien, sí

peyino -

y tan enfrente,
q había veces q parecía que nos miraba a nosotros,
bueno, miraba al Sr. T, por los gestos que ponía este cuando no le convencía las canciones.

tremolo man -

Hombre, lo que estaría bien es que hicieran un disco enterito con esa vena a lo My Bloody Valentine que no sabia yo que tuvieran. Entonces a lo mejor me convencía más. Y si, segunda fila justo enfrence de Leonor...¡y va y no hace Stage Diving!

txabo -

Pues a mí me sorprendió para bien la parte que a ti menos te gustó. Creo que la parte más purista, más jazzística de Marlango tiene mucho de pose, tira bastante de los clichés típicos y, eso sí, se fundamenta en la imagen escénica de una maravillosa Leonor. Es decir, que, aun valorando la eficacia y buen hacer en los temas más cercanos a los etsándares norteamericanos, me parece que no deja de ser una reinterpretación excesivamente fiel y con poca cosecha propia. Precisamente, la faceta más pop del grupo que, a priori, es la menos interesante en disco, me sorprendió por la conjunción de estilos, estupendamente ensamblados por una excelente banda, que cuando había que sonar a My Bloody Valentine, sonaba y ¡cómo! a My Bloody Valentine, o cuando había que sonar negroide o funky parecía sacada de un garito de Nueva York. Me gustó, y lo bueno es que me esperaba otro concierto. La capacidad de sorpresa es, seguramente, lo que nos mantiene ávidos de nuevas experiencias en esto del negocio de la música. Por cierto, no me extraña que Leonor te pareciera más excelsa que nuna dentro de su vestido negro. Claro, ahí sentado en primera fila, justo enfrente de la Watling cualquiera termina enamorado de ella. No te jode. Ay, pillín, pillín...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres